Descargar e instalar drivers para las impresoras

Aunque muchos usuarios no le dan la importancia que merece, mantener actualizados los drivers de impresoras muchas veces resulta ser beneficioso. Pero, ¿Cuál es el hecho de los usuarios no presten la debida atención a esto? Pues prácticamente se debe, o bien a la pereza del mismo usuario o el fabricante no ofrece una experiencia amigable en su sitio oficial para descargar un driver actualizado.

Afortunadamente en estos casos podemos contar con algunos servicios webs de terceros que ofrecen una especie de centro de descarga integral. Estos servicios webs, además de contar con enlaces seguros, ofrecen controladores para diversas marcas y modelos, mantienen actualizado su “stock” de drivers y brindan una experiencia muy amigable de cara al usuario. Entre algunos de los servicios más recomendables, está el sitio https://impresorasydrivers.com/.

¿Por qué descargar los drivers recientes para las impresoras resulta ser beneficioso?

Entre las ventajas de tener instalada la versión más reciente del controlador de nuestra impresora en el ordenador, podemos señalar las siguientes:

  • En muchas ocasiones, las versiones más recientes de los controladores garantizan la compatibilidad con recientes actualizaciones del sistema. Esto se aprecia sobre todo en plataformas Linux con cada nueva versión del kernel o en Windows con cada nueva versión de Windows 10.
  • Es posible que se incluyan nuevas características/funcionalidades que mejorarán la usabilidad y la experiencia de uso
  • Muchas veces mejora la conectividad en redes inalámbricas y cableadas. Esto es beneficioso sobre todo en empresas u organizaciones e instituciones públicas
  • Mejoran la confiabilidad al usar varias funciones de la impresora. A su vez, no hay que olvidarse que muchos drivers actualizados añaden parches de seguridad lo cual incrementa la robustez al usarse en redes.
  • Varios controladores actualizados incluyen soporte para recientes modelos de impresoras lanzados al mercado

La instalación de drivers para impresoras no siempre resulta ser una tarea sencilla

No siempre la instalación de un controlador resulta ser una tarea simple pues dependiendo de la marca y modelo de la impresora, muchas veces un driver puede incluir un montón de aplicativos que no harán falta en la práctica. Es por ello que no todo consiste en aplicar la simple y conocida ecuación “siguiente, siguiente, finalizar” para instalar un controlador.

Muchos controladores incluyen una opción para personalizar la instalación de drivers y aplicativos durante el proceso de ejecución del mismo. Si bien, de manera predeterminada el controlador instala la “opción recomendada”, es bueno seleccionar la alternativa que permita instalar de manera “discriminada”. No obstante, no todos los controladores incluyen esa opción y eso dependerá principalmente del fabricante de la impresora como tal.

Vale recordar que si anteriormente se instala un driver de manera personalizada y posteriormente se requiera de algún software adicional ofrecido en el controlador, con ejecutarlo nuevamente debería dar la opción de instalarlo. También está la opción de instalarlo mediante el sistema operativo, aunque no suele ser la más idónea, ya que por lo general, se ofrece una versión muy básica del driver o en su defecto, una genérica.

Opciones para la descarga de drivers de impresoras

Para descargar los drivers de una impresora la opción recomendable por lo general es el que se ofrece en la página del fabricante. Sin embargo, en ciertas situaciones se debe recurrir a servicios de descargas de terceros. Estas situaciones pueden deberse a:

  • La impresora ya no cuenta con soporte oficial por parte del fabricante (modelos antiguos de más de 10 años)
  • La búsqueda del driver en la página del fabricante se hace bastante engorrosa
  • Cuando se esté bajo ciertos entornos donde se necesite de sistemas operativos antiguos que el fabricante ya no soporta

Vale recordar que, si se debe recurrir a algún proveedor de terceros, se debe validar que el sitio aplique protocolos de seguridad como lo es el HTTPS tanto en la web como en los enlaces de descargas.